El Festival Internacional de Teatro 2017 empieza con una leyenda guaraní, La Wagner y el payaso Chacovachi

La inauguración será a las 19:00 en la Manzana Uno.

El XI Festival Internacional de Teatro “Santa Cruz de la Sierra” (Fitcruz) comenzará este viernes 21 de abril y a partir de allí serán once días dedicados a las artes escénicas. La Asociación Pro Arte y Cultura (APAC), organizadora del evento, ha armado una programación con la presencia de 10 países, 33 elencos,  56 obras y más de 200 artistas.

La considerada fiesta teatral más importante del país será inaugurada a las 19:00 en la plaza principal de Santa Cruz de la Sierra. Para ello se ha preparado el espectáculo “Un sueño guaraní”, que reunirá alrededor de 50  artistas.  Aquí se podrá apreciar a dos abuelos quienes cuentan a sus nietos las leyendas de la creación del fuego y del toborochi.

“Será un performance con zanqueros, muñecos gigantes, bailarines, murga… La idea de los títeres gigantes es interactuar con el público y que el público se apropie de los personajes. Esta presentación será un emprendimiento titánico que no hubiera sido posible sin las personas que fueron parte del taller. Estamos felices y ansiosos de ver qué sucede este viernes”, afirmó Juan Rodríguez, director de esta presentación.

El recorrido de los muñecos, que medirán entre tres y cuatro metros, terminará en la Manzana Uno cuando Sarita Mansilla, presidenta de APAC, devele el afiche de Fitcruz 2017. Minutos después, a las 20:00, será el turno del Payaso Chacovachi, de Argentina, y la obra “Cuidado un payaso malo puede arruinar tu vida”.

La jornada inaugural concluirá con la presentación del afamado elenco La Wagner en el Teatro Eagles. “La Wagner” trata de cuatro mujeres (cuatro valquirias en el mundo del músico alemán) que cabalgan la poderosa música de Richard Wagner para problematizar estereotipos, prejuicios, convenciones, corporalidades. Femineidad, sexualidad, violencia, pornografía y erotismo son algunos de los tópicos que se ponen en escena con una crudeza pocas veces antes vista.

“Esperamos que el recibimiento por parte del público sea como el que hemos tenido en diferentes lugares, que para mí incluye el rechazo de la misma.  Es un trabajo que en general no deja indiferente al espectador. O le gusta o no le gusta nada”, aseguró Pablo Rotemberg, el director de una obra que se estrenó en 2013, que ha recorrido diferentes países y que es la ganadora del Premio Mayor en Dirección Coreográfica y Coreografía en los Premios Teatro del Mundo.

Para Sarita Mansilla, presidenta de APAC, esta nueva versión del Fitcruz es el reflejo de cómo en el teatro conviven la ternura con la rabia, el amor con el odio, la paz con la violencia,  la vida con la muerte, la honestidad con la corrupción.

“Queremos que el FITCRUZ  genere discusión y que nos haga reflexionar, mirar las cosas vinculadas a la violencia, de situaciones crueles que asumimos como obvias, pero que no lo son.  Percibirán que la mayoría de las obras pone en crisis ciertos temas que nos involucran a todos de una manera u otra. Habrá que hacernos preguntas y ver que existen otras posibilidades, y esa construcción de una posibilidad de futuro es alentadora. Ir al teatro será un ejercicio de poder mirar las cosas que no nos parecen y reflexionar sobre ellas”, afirmó Mansilla.

El Xl Festival Internacional de Teatro no solo se desarrollará en Santa Cruz de la Sierra, sino que también llegará a Samaipata y por tercera ocasión contemplará la capital tarijeña como una de sus sedes.

Con respecto a los elencos participantes, en esta versión se contará con la presencia de artistas provenientes de seis países de América  y cuatro de Europa. Asimismo, nuestro país estará representado por elencos de Cochabamba, Chuquisaca, La Paz y, por supuesto, Santa Cruz.

Dentro de la agenda de actividades paralelas se tendrá el Mercado de Artes Escénicas (MAE), conversatorios y el taller de producción cultural. “Será un espacio para que los actores puedan ofrecer sus trabajos a los programadores extranjeros, mientras que los conversatorios pretenden generar diálogos entre grupos nacionales y extranjeros. Estas actividades serán un aporte para el desarrollo de la actividad en Bolivia”, aseguró Mary Carmen Monje, coordinadora.

Es importante recordar que el Fitcruz se realiza los años impares y se ha convertido en el evento teatral más grande del país. Su objetivo no es otro acercar el teatro a la gente.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*